Ecuador, 24 de Mayo de 2022
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Comparte

La nueva hepatitis infantil aguda no tiene relación con la vacuna de la COVID-19

A raíz de que la Organización Mundial de la Salud alertara, a principios de abril, sobre el brote de una nueva hepatitis infantil aguda se han divulgado cientos de publicaciones con contenido falso que relaciona a la enfermedad con la vacuna de la COVID-19. La misma OMS aseguró que no están claras las causas de la hepatitis, y que la mayoría de menores infectados no estaban vacunados. 

A fecha 10 de mayo, se contabilizaron 348 casos en 21 países. 26 de los menores requieren un trasplante de hígado, y al menos uno ha muerto. El Ministerio de Salud de Ecuador ha descartado que en el país existan casos, pero se levantó una alerta como precaución. 

Estudios e informes malinterpretados difundidos por antivacunas

En las últimas semanas se han difundido miles de publicaciones y mensajes por Whatsapp o Telegram citando un informe de la farmacéutica Pfizer que probaría que la vacuna de la COVID-19 sería la causante del brote de hepatitis. Sin embargo, aunque los estudios son reales, el contenido y las conclusiones de los mismos fueron tergiversados. 

Por ejemplo, uno de los documentos citados para difundir la noticia falsa habla de una investigación de la Universidad de Lund en Suecia en la que supuestamente se probaría que "la acumulación de ARNm en el hígado causa hepatitis", pero no es cierto. El informe nunca concluye eso, de hecho se trata de cómo cómo la vacuna COVID-19 de Pfizer/BioNTech podría afectar a las células de cáncer de hígado en placas de Petri, en condiciones de laboratorio. Los dos autores de la investigación Yang de Marinis y Magnus Rasmussen afirmaron que los resultados de su trabajo fueron "mal interpretados en muchos casos".

En otras publicaciones con contenido falso se usa un informe de Pfizer de 2020, que también es malinterpretado. Se trata de un "estudio de biodistribución" que la farmacéutica entregó a la agencia de regulación japonesa. La investigación fue hecha en ratones en un laboratorio y en ninguna parte del documento señala que la vacuna cause hepatitis, al contrario, señala que: "no hubo patogénesis severa en el hígado". 

¿De qué se trata la nueva hepatitis aguda infantil?

La Organización Panamericana de la Salud detalló que algunos de los síntomas de la hepatitis de origen desconocido son: dolor muscular, diarrea, vómito y también ictericia (coloración amarilla de la piel y parte blanca de los ojos). 

Se desconoce con certeza su forma de transmisión, pero se maneja la hipótesis de que se trata de una infección viral, probablemente provocada por un adenovirus (familia común de virus que ocasionan, entre otras enfermedades, el resfriado común) del tipo 41. Científicos también señalan que la disminución de la inmunidad como resultado del aislamiento social durante la pandemia podría ser una explicación del origen de la nueva enfermedad. 

Ecuador TV

En vivo

Pública FM

Noticias relacionadas

Social media